El ojo de Dios en el Renacimiento Mexicano

El "Ojo de Dios"

El “Ojo de Dios”

El “Ojo de Dios” parte de la simbología usada en el collage de la portada del libro RENACIMIENTO MEXICANO, es una fotografía captada desde el observatorio chileno de La Silla; una sobre cogedora imagen de un remanente de la extinción de una estrella de masa aproximadamente similar a nuestro sol; es la imagen de lo que los astrónomos conocen como una nebulosa planetaria, cuyo nombre otorgado con fines de localización es “Helix” o Hélice aunque nombrada “Ojo de Dios” por su espectacularidad, se encuentra cercana a la Tierra en la constelación de Acuario, Astronómicamente emparentada con la constelación de Orión. Aunque parezca increíble siempre nos esta observando…

El “Ojo de Dios” es también una figura religiosa muy importante en la cultura Huicol. No la imagen expuesta, sino las manualidades que hasta estos días y de forma milenaria han perdurado en la cultura de este pueblo,. Estas artesanías, son símbolos de poder y protección. Sirven para ver y entender lo desconocido.

Artesanía Huichol >>> "si'kuli" = mandala ojos de Dios

Artesanía Huichol >>> “si’kuli” = mandala ojos de Dios

 

si’kuli

Revisemos un poco lo que cuenta la leyenda que Kauyuma’li, uno de los dioses que dio forma al mundo, quien pudo ver todo lo que estaba dentro de la tierra y todo lo que estaba por encima de la tierra, cuando miró a través de un si’kuli. (si’kuli = mandala ojos de Dios). Se dice que la forma del si’kuli hace referencia a los cinco puntos cardinales, a los cinco rumbos del universo. (Norte, Sur, Este, Oeste y el centro, punto de partida del todo) Los colores que se usan en el rombo son básicamente el blanco, el azul en varios tonos, el amarillo, el rojo y el negro. Los colores se eligen y se ordenan de acuerdo con la petición específica que quiera hacerse.

El si’kuli está dedicado a Tate’ Naaliwa’mi si’kuli, la Madre Agua del Este, que tiene especial preocupación por los niños y que es la creadora de las calabazas y de todas las flores.

En su sentido ceremonial, el Ojo de Dios es una ofrenda que se hace a los dioses para pedir por el buen crecimiento de los niños. Un elemento que sintetiza la cosmovisión de su pueblo. Los padres son los encargados de elaborar el ojo de dios que sus hijos llevarán a la fiesta del tambor. En esta fiesta los niños y las niñas son presentados a los dioses y son iniciados en la vida ceremonial del pueblo wixarika Para esto, los si’kuli son colocados sobre la cabeza de los menores, lo que permite a los dioses ver y observar a cada niño y niña de manera personal. El número de rombos de cada si’kuli representa la edad del niño o de la niña.

Acertadamente incluímos esta imagen que en su conjunto hace referencia a una observación superior, proponiendo un vínculo cósmico gestándose en un determinado momento, (quizás profétizado por sus mismos ancestros) abrazando las escencias luminosas vistas sobre el territorio mexicano (ejecutándose en un bien determinado lugar) y al que caen hélices de ADN de tonos azules cósmicos profundos.

Deseamos que sientan al libro RENACIMIENTO MEXICANO y a la propuesta contenida en el; así tal cual como está expuesto. Probablemente perfectible como todo texto, pero oportunamente conveniente para propagar una actitud más participativa del ciudadano común frente a las desiciones que como país estamos librando en el contexto actual mundial y del que si no tomamos conciencia, difícil se hará la tarea, por tanto es mejor tomar posición y determinación.

Rorka 
Integrante del Renacimiento Mexicano

Contáctanos

Eres muy importante para nosotros, eres parte del Renacimiento y te damos las gracias por ello !

Enviando

©RenacimientoMexicano

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?